Prensa

 

Una nueva caja de herramientas para la inmunoterapia del cáncer.

 

Un equipo multidisciplinar del Centro de Investigación Médica Aplicada (CIMA) y de la Clínica Universidad de Navarra (CUN) ha presentado una nueva estrategia para potenciar la respuesta inmunitaria frente al cáncer. Estas novedosas herramientas se han publicado en Nature Reviews Drug Discovery.

La inmunoterapia actual se basa en el uso de anticuerpos y células modificadas. Sin embargo, el trabajo de estos investigadores españoles, realizado en colaboración con científicos alemanes y americanos, concluye que las moléculas basadas en ARN pueden conseguir objetivos similares y, en ocasiones, más beneficios gracias a los avances de la biotecnología en este campo. Según Fernando Pastor, investigador del Programa de Terapias Moleculares del CIMA, “se pueden utilizar diversas formas de ARN para vacunación, también para silenciar genes inmunosupresores (como equivalentes a anticuerpos) o como herramientas para ingenierizar transitoriamente células del sistema inmunitario”. Además, formulado de manera apropiada, el ARN puede imitar la presencia de un virus en el tejido y potenciar intensamente la respuesta inmunitaria local con capacidad de destruir el tejido canceroso.